martes, 17 de febrero de 2009

ARCO 2009







Desde hace bastantes años procuro ir a ARCO, por aquello –seguramente un poco snob- de ver por dónde van los tiros en el arte más contemporáneo. Para no romper la tradición, también me he acercado este año y, la verdad, me ha dejado bastante frío.

En ediciones anteriores siempre he encontrado obras que me han interesado, que me han gustado, que me han parecido de calidad. Decir que este año no las había quizá sea demasiado pretencioso por mi parte, pero desde luego yo apenas las he encontrado. Y lo que me ha parecido de interés son cosas conocidas, vistas en ediciones anteriores, o de artistas consagrados. Otros años he ido dos días a IFEMA. Este año, en tres horas y media ya no sabía qué mirar.

Como siempre, hay algunas cosas vistosas que todos fotografían con pasión (HIRST suicidándose o el camión-cisterna-esqueleto) pero que a mí me dicen más bien poco; siempre hay fotografías de gran formato con motivos “bonitos” y cuidados que llaman la atención; siempre hay obras que utilizan la repetición y la seriación que funcionan bastante bien; siempre descubres alguna galería con algo nuevo e interesante. Pero mi conclusión es clara: 2009 no ha sido el año de ARCO. Incluso se notaba que había muchos menos visitantes que otros años.

INDIA era el invitado en la edición que terminó ayer: dicen los expertos que es un país artísticamente emergente, lleno de ideas y de valores. Si es así, no me parece que hayan traído sus mejores representantes. Y además les han colocado en unos stands pequeños y pobretones ...

Según dice la prensa, el balance oficial que hacen los organizadores de ARCO es que la edición ha sido "positiva y satisfactoria" y que "la crisis no se ha notado y se han superado las expectativas". No dan datos de ventas, aunque aseguran que las cifras se han mantenido respecto a años anteriores: se han vendido piezas más baratas y ha habido más compradores. Sobre el número de visitantes sí hay dato: entre 190.000 y 200.000 personas, más o menos como el año pasado.

Si realmente ha sido así, enhorabuena para los organizadores. Espero, en cualquier caso, que no se llenen de satisfacción, se duerman en esos tristes laureles y el año que viene se limiten a repetir una feria pobretona; y que reaccionen para que en 2010 podamos encontrar un ARCO más interesante.

4 comentarios:

ana dijo...

Hola, soy una lectora más de tu blog.

Sólo quería que le echases un ojo a este libro. Es una historia preciosa.

http://www.funambulista.net/2009/la-formula-preferida-del-profesor/

xGaztelu dijo...

ANA, bienvenida a selecciónARTE. He visitado el sitio que propones (no conocía esa editorial, ni a la autora), y el libro tiene buena pinta: gracias por la recomendación.

xG

Alfaraz dijo...

Hace dos años que no voy a Arco, pero no porque haya dejado de interesarme, sino por un motivo más prosaico: no me han mandado invitaciones.
La verdad es que ya me habían comentado eso que dices que la bajada de público y hasta de nivel esta edición.
De todos modos yo no desisto, y estoy dispuesto a repetir otros años. Aunque sea pagando.

.

xGaztelu dijo...

Yo tampoco desisto, ALFARAZ, pero hay que conseguir invitaciones. Este año tenía dos, pero acabamos yendo tres y nos repartimos elegantemente le pago de los 32 €. Vale que es una medida para evitar la masificación, vale que pretenden asegurar que los visitantes están realmente interesados, vale que busquen que aquello no sea FITUR (aunque no tengo nada contar FITUR ni he ido nunca a esa feria, simepre me la imagino imposible de gente) pero ¡TREINTA Y DOS EUROS!: es una pasta, duelen.

xG